SEGUIDORES Y AMIGOS

martes, 20 de agosto de 2013

EL AMBIENTE EN LA CABINA DE ESTETICA


Si hay algo que me deprime es el olor de las farmacias, hospitales y  demás centros sanitarios.. ohhh Diossss...  los dentistas se llevan el premio , que le voy a hacer, lo siento , que me perdonen mis amigos médicos y dentistas , pero mis sentidos se revelan y se  indisponen. Todo lo contrario me sucede en las cabinas de belleza, mis sentidos se enardecen, me relaja el ambiente policromatico, su música, su olor, su luz, mobiliario, vestuario ... bien, también hay que reconocer que  no tod@s los profesionales saben apreciar la importancia que tienen los sentidos como aliados de nuestro trabajo. 
Aquí manifiesto como cliente y como paciente, dejo el marketing para los que se ocupan de esta parcela, como consumidor reivindico que se cuiden nuestros sentidos, favorece nuestra espera, los muchas veces tediosos tratamientos e incluso seducir a los sentidos puede suavizar las quejas si se producen.


Un ambiente agradable con las velas son un complemento de decoración ideal, siempre manteniendo medidas de seguridad y una póliza de seguro , por si accidente. Las velas con su variedad de colores he visto como se adaptan perfectamente  al estilo de decoración que has  elegido. Si además las velas son aromáticas, estarás dando un placer muy importante al olfato. Pero hay que procurar que los aromas sean suaves y que combinen entre sí… o el resultado puede ser todo lo contrario al deseado.

Los diversos y sensacionales aceites aromáticos ,según el efecto que quieras conseguir, también proporcionarán a tu cliente un gran placer sensitivo.

Crea ambiente con música tranquila a un volumen suave. Adapta esta música de fondo al masaje que vayas a dar. Si es ayudervico , por ejemplo, lo ideal es una música hindú. Para masajes relajantes elige sonidos chill-out tranquilos e incluso sonidos ambientales. Para inspecciones sin lugar a dudas la marcha fúnebre de Chopin.

No hace falta ser experto para afirmar que la decoración es importante. Se dice que hay que huir  siempre que puedas de tonos fríos y adéntrate en los tonos cálidos (naranja, amarillo…) que darán un aire acogedor y tranquilo, con reminiscencias orientales. Para potenciar el efecto oriental, compra cortinas semitransparentes de varios de estos tonos y superponlas. El toque final lo darán muebles de madera.
Otra opción es el blanco total, de plena actualidad y que proporciona un efecto relajante y calmante. Eso sí, si optas por el blanco, combínalo con madera… o tu cabina parecerá un hospital.
Ten tu cabina ordenada y dispón cerca los elementos que vayas a usar en el masaje o en tratamiento  y organizados según vayas a utilizarlos.
Hay otros puntos de tacto que cuidar el material y tacto de la camilla, las toallas… todo tiene que ser suave y cálido.

Y… ¿gusto?

Pues sí… ¿por qué no? Podemos terminar el servicio ofreciendo un pequeño dulce o caramelo que deje a nuestro cliente un agradable sabor de boca ¡El detalle al poder!

Sin embargo...

La calidad en tu trato es un factor fundamental para conseguir el éxito. Como siempre formación y especialmente formación continuada, nunca se termina de aprender, como en cualquier profesión pero en ésta con mayor necesidad.

Publicar un comentario en la entrada